Diario de una Peregrina de Ultramar

El Camino de Santiago es representa, más que búsqueda, un encuentro consigo mismo. Elizabeth es capaz de cruzar el Atlántico, viajar de un continente a otro sorteando toda clase de obstáculos para cumplir un sueño que a la vez es un llamado a recorrer el tradicional y mítico sendero jacobita. Cada página del libro supone una aventura real, vivida y compartida en una gráfica descripción de los hechos, desde el primer paso hasta el último.
El viaje de este libro es una cita con un destino que se construye a cada paso…

PORTADA FINAL carátula.jpg